JOSÉ AROZAMENA CONFIRMA QUE LA MAYOR PARTE DE LOS ESCENARIOS Y GRADAS NO SON HOMOLOGABLES Y, POR TANTO, NO SE PODRÁN USAR

10 MAYO 2018 /

El concejal de Obras, José Arozamena, ha repasado en Castro Punto Radio varios de los asuntos que tienen entre manos las áreas de Obras y Medio Ambiente que él dirige.

Ha abordado las quejas de algunos alcaldes pedáneos y de organizadores de eventos al respecto de la no homologación de gradas y escenarios que el Ayuntamiento suele ceder para la celebración de citas deportivas, culturales o festivas.

Arozamena ha asegurado que “la mayor parte de los elementos de este tipo que tenemos cuentan con muchos años y no pasan la homologación. Los técnicos me han dicho que no se puede hacer y yo les debo hacer caso”. Hay otros, “los menos”, que “siguen siendo válidos y, de hecho, se están usando”.

El concejal no tiene conocimiento, de momento, de que se vayan a comprar gradas o escenarios nuevos y espera que se puedan encontrar alternativas para celebrar los eventos que quedan por delante, “aunque sea más en precario, como ha sucedido en las fiestas de Allendelagua, en las que, en lugar de un escenario, tuvimos un taburete de 20 centímetros de altura, cuatro tableros y poco más”.

Así será, ha dicho, en las juntas vecinales, en las que, “colaboraremos en todo lo que podamos pero, de ninguna manera se contará con lo no homologado porque prima la seguridad”.

En este sentido, ha lamentado que “algunos se están quejando cuando aún no les ha llegado el problema”. Por el contrario, ha reconocido que “mucho de lo que dijeron el alcalde de Sámano y el organizador de la feria de ganado de Helguera era verdad. Hicieron la petición, como todos los años, pero se nos juntó el hambre con las ganas de comer teniendo en cuenta que, por ejemplo, tuvimos 15 días el camión de obras estropeado y sin margen de maniobra por los problemas derivados de la nueva Ley de Contratación”. Se trata de un vehículo que “tiene unos 30 años, está como está y se estropeó cuando teníamos que traer las vallas de Guriezo para la feria”. El concejal ha añadido que “yo no soy persona que no suela pedir disculpas. Se podían haber hecho las cosas mejor, pero no hubieran contado de ninguna manera con lo que no está homologado”.

En cualquier caso, ha calificado de “afirmación infundada” la de Oscar Ricondo, organizador de la feria de Helguera, aludiendo a las dificultades que había tenido para que el concejal le cogiera el teléfono. “Hablé con él muchas veces por teléfono”, ha afirmado Arozamena.

También se ha quejado de las manifestaciones del alcalde de Cerdigo, Álvaro Hierro. “Hablé con él ayer por la mañana y todo iba muy bien hasta que vino a la radio y dijo otra cosa. Cuando yo hablé con él, para nada percibí que se sintiera desatendido”.

Arozamena se ha mostrado dispuesto a reunirse con cualquier interesado y, de hecho, “el miércoles tengo una reunión con el alcalde de Sámano, José María Liendo. Hablaremos, limaremos diferencias y seguiremos trabajando, pero lo que no tenemos no lo podemos dar”.

En relación a la adaptación a la nueva Ley de Contratación y los problemas para adquirir suministros, ha señalado que “poco a poco nos vamos adaptando a la normativa, pero es hartamente dificultoso cumplir con ella y se ralentizan los trabajos”. Lo que no quiere decir, y lo ha dejado claro, que “se paralice el departamento. Seguimos funcionando. No con la rapidez que debería ser, pero no es una situación catastrófica”.

Ha explicado que “ayer nos llegó el pedido de materiales para la obra que estamos haciendo en el parque de Cotolino y para otros trabajos. De momento estamos surtidos y no estamos parados para nada”.

Precisamente sobre el parque de Cotolino, ha afirmado que “la obra va muy bien” y ha felicitado a los operarios que se están haciendo cargo de ella. Estima que los trabajos puedan estar terminados para finales de este mes, aunque ha señalado que “no prometo nada porque dependemos también de la meteorología”.

Por otra parte, Arozamena ha detallado la situación actual de los túneles de Mioño y del Vizconde. En este último, “en el emboquillado de la zona que da a Urdiales, quedó un pequeño trozo sin poner malla de torsión. Se consideró en su día que era suficiente, pero los técnicos estimaron después que era necesario poner un poco más. Creo que lo iban a hacer”. Por lo demás, “la iluminación está terminada y el túnel limpio”.

En otro túnel, el de Mioño, “se volvió a reparar la iluminación hace unos 15 días”.

Sigue cerrado el acceso a la vía verde por la zona de Brazomar después de que se produjeran desprendimientos y riesgo de alguno más. “Los técnicos han valorado la situación y entienden que hay que poner una malla de protección. No sé cuándo se va a hacer y habrá que ir pidiendo presupuestos, pero el enfermo está diagnosticado”. Mientras tanto, el acceso a esa vía verde se hace por la zona trasera de la gasolinera que hay en el entorno.

El concejal se ha referido también a la situación del patio de los gatos en la subida a Santa María. Una parcela que se encuentra cubierta de hierbas y matorrales. Arozamena ha reconocido que “la última vez que se segó fue en otoño del año pasado”. Espera volver a hacerlo “en breve”, consciente de las quejas ciudadanas al respecto.

En cuanto a las zonas ajardinadas del entorno del casco histórico artístico, sobre las que el PP pedía ayer una actuación inmediata dado el crecimiento de la hierba, Arozamena ha asegurado que los populares “llegan tarde” porque “empezamos hace dos días a segar ahí”.

Para terminar, y en relación al socavón de la subida a Santa María, “no sé en qué situación está el proceso actualmente, salvo que el alcalde habló con el consejero de Obras”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *