EL PSOE SOLICITA QUE SE PARALICE EL EXPEDIENTE DE CONTRATACIÓN DEL AUDITORIO-TEATRO EN EL SOLAR DEL ANTIGUO ÁGORA

9 NOVIEMBRE 2018 /

La Agrupación Socialista Castreña considera, en un comunicado, que “ya se ha ido demasiado lejos con un proyecto que no soluciona la necesidad de un edificio cultural multiusos de capacidad adecuada para un municipio como el de Castro. Pero todavía se está a tiempo de rectificar, antes de malgastar dinero de los castreños”.

El pasado 2 de octubre “conocimos que la empresa pública GESVICAN sacaba a licitación el proyecto y supervisión de las obras del edificio multiusos a ubicar en el solar del antiguo Cine Club Ágora”.

Habla el PSOE “de que una capacidad de 180 butacas es claramente insuficiente y no aporta una oferta distinta a la ya existente del salón de actos del IES Ataúlfo Argenta, del Centro Cultural Ángel García Basoco o de la Sala de Cine del polideportivo de Sámano. Esto sin mencionar que la parcela sólo tiene salida a una calle estrecha peatonal, lo que dificulta el acceso de vehículos de emergencia, la correcta evacuación del edificio y el acceso con vehículos para cargar y descargar material para los espectáculos”.

Se trata, por tanto, “de una mala inversión de 4 millones de euros que el Ayuntamiento tendrá que pagar en 20 años a razón de 200.000 euros al año. Importe a introducir en el presupuesto municipal, quitando dinero de otras partidas presupuestarias”.

El PSOE ha realizado una ronda de conversaciones para sondear la opinión de las agrupaciones culturales del municipio y “han coincidido en que el proyecto que se pretende realizar es insuficiente, nefasto y ridiculo, argumentando razones de falta de aforo para una localidad con el número de habitantes que tiene Castro, ubicación inadecuada para el transporte de vehículos de atrezzo necesario para cualquier puesta en escena teatral y/o musical y absoluta falta de seguridad en caso de evacuación”.

Por todo ello, los socialistas se preguntan “cómo es posible que se siga adelante con este proyecto si no satisface, ni de lejos, a las partes más afectadas”.

Esta formación política cree que “el impulso político en este caso no ha venido avalado por el apoyo social, ni dentro ni fuera de las agrupaciones culturales, lo que consideramos muy grave porque la labor política siempre tiene que tener como fin dar respuesta a necesidades sociales de algún tipo”.

En este caso, “en nombre de la necesidad que tenemos de un auditorio-teatro en Castro Urdiales con una capacidad y equipamientos acorde a un municipio de nuestra entidad, CastroVerde ha impuesto su voluntad de recuperar el Ágora como espacio cultural y de esparcimiento”.

Ante esta “nueva imposición”, el PSOE “no se quiere quedar de brazos cruzados viendo como se comete un error de esta magnitud”.

Por tanto, propone “paralizar la licitación del proyecto del teatro-auditorio del Ágora y resolver el convenio firmado”.

Posteriormente, “darle a esta parcela el uso que más se adecúa a sus dimensiones y ubicación, que es el residencial”.

El Ayuntamiento de Castro “dispone únicamente de 8 viviendas de alquiler social ocupadas y ninguna vivienda de emergencia habitacional. La necesidad social de viviendas municipales de alquiler social y de emergencia habitacional viene avalada por la experiencia del Departamento de Asuntos Sociales. Actualmente se están alojando en establecimientos externos a aquellas personas que lo necesitan, sufragando los gastos el Ayuntamiento”.

En esta parcela “se pueden construir 17 viviendas VPO, tal y como se estudió ya en un proyecto que este Ayuntamiento tenía en mente en el año 2001”.

Este proyecto “costaría del orden de 1.600.000 euros y cabe la posibilidad de gestionar con GESVICAN una fórmula de financiación y que sea la propia empresa pública la que proyecte y construya las viviendas, siendo éste claramente el objeto social con el que se creó esta empresa pública inicialmente”.

También podría el Ayuntamiento “promover él mismo esta construcción, pudiendo conseguir subvención de la Dirección General de Vivienda si se incluyera la actuación dentro de un Área de Rehabilitación del Casco Viejo”.

El PSOE deja claro que quiere que Castro Urdiales tenga el Teatro-Auditorio, pero “el que se merece y con capacidad suficiente para cubrir las necesidades actuales y futuras”.

Este edificio “tiene además que estar ubicado en una parcela adecuada para ello, y eso se consigue utilizando parcelas calificadas para suelo de equipamiento cultural por el Plan General de Ordenación Urbana. No utilizando parcelas de uso residencial”.

La parcela “que está prevista para albergar este edificio es la parcela situada frente al polideportivo Pachi Torre y en la que actualmente hay zona de aparcamiento público regulado”.

Si no se ha construido ya “es porque esta zona ha estado inmersa en un proceso judicial que la ha tenido paralizada durante muchos años. Recientemente, a finales de septiembre, el Juzgado de lo Penal de Santander ha emitido sentencia en este caso conocido con el nombre de “Santa Catalina”, y en dicha sentencia se abre la puerta a que el Ayuntamiento diseñe ya su estrategia para empezar a dar pasos para la regularización urbanística de esta parcela”.

Según el estudio del año 2007 (en una de las imágenes), “en esta parcela se preveía la posibilidad de construir un edificio de tres plantas con un aforo de 844 butacas, servicio de cafetería, aulas y oficinas, teniendo una superficie construida de unos 1.550 m2, tres veces la superficie de la parcela del Ágora”.

Fuera del edificio (el plano en otra de las imágenes) “queda espacio para una zona pública amplia de estancia que además sirva para la correcta evacuación del edificio”.

Esta opción “tiene fácil acceso rodado para vehículos de emergencias, autobuses y vehículos de transporte de materiales, estando junto a una calle vertebradora de Castro Urdiales como es Leonardo Rucabado, con fácil y rápido acceso a la autovía A-8. El tráfico que genera el uso de este edificio no interferiría en la circulación del centro urbano”.

Por último, además del edificio “se preveía la construcción de un aparcamiento subterráneo de 526 plazas en tres plantas, que viendo las necesidades actuales y futuras de aparcamiento en el centro, podría plantearse incluso que fuera mayor”.

El PSOE cree que “en esta dirección hay que trabajar para conseguir tener un buen Teatro-Auditorio y para invertir bien el dinero de los castreños”.

Los socialistas son conscientes de que “es una obra emblemática de mucho coste que habría que realizar con apoyo de las administraciones supramunicipales, pero es lo que necesitamos como tercer municipio de Cantabria si queremos volver a integrarnos en los circuitos artísticos y cubrir nuestras necesidades de equipamiento cultural”.

Infografía del proyecto de teatro-aparcamiento de 2007.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *