EL TRIBUNAL DE CUENTAS INSISTE EN QUE LA APROBACIÓN DE PRESUPUESTOS ES EL PRINCIPAL ESCOLLO A SUPERAR POR EL AYUNTAMIENTO

27 FEBRERO 2018 /

Esta misma mañana ha comparecido en el Congreso, en la Comisión Mixta para las relaciones con el Tribunal de Cuentas, el presidente de este organismo, Ramón María Álvarez de Miranda. En el orden del día de esa reunión, uno de los primeros puntos a abordar se refería al último informe relativo al Ayuntamiento de Castro y que se emitió en 2017.

El vicepresidente primero de esa comisión es el socialista castreño Ricardo Cortes Lastra, con el que hemos hablado en Castro Punto Radio. Como ha señalado, “han sido intervenciones bastante constructiva de las que se desprende que el Ayuntamiento ha ido tomando en consideración las recomendaciones que se le hacían en el informe de 2004-2005”. No obstante, la sensación es que “tardamos mucho en sacar adelante cuestiones básicas de organización”. El propio presidente del Tribunal de Cuentas “ha dicho que estamos avanzando pero que tardamos demasiado”. Además, ha puesto el acento en que, “en cierta manera, no tenemos responsabilidad entre todos los grupos políticos para sacar adelante unos presupuestos”.

Ése es, según el tribunal, el principal escollo a superar por el Ayuntamiento de Castro. “Al final hay un déficit de gestión y se dice claramente que en 2010, 2011, 2012, 2013, 2015, 2016, 2017 y ahora en 2018, hemos estado si aprobar presupuestos”.

Ésa es “la cuestión fundamental” a la que se tiene que enfrentar el Consistorio, además de “mejorar en los tiempos que se manejan para rendición de cuentas”, ha señalado Cortes tras la comisión.

Desde el equipo de Gobierno se alude en varias ocasiones a que esas cuentas “están en manos del interventor”. Al respecto, este diputado socialista ha defendido que “el político cuando llega a un lugar tiene que tomar decisiones políticas en función de cómo quiere construir su municipio. El interventor es un técnico y no puede ser que pueda bloquear unos presupuestos. Eso no puede pasar y no pasa en ningún lado. Si tú construyes unos presupuestos acordes con otros partidos y los sacas adelante dentro de la legalidad, no debes tener ningún problema”.

Cortes ha recordado cómo, en su momento, el Tribunal de Cuentas “identificó una serie de cuestiones a mejorar en Castro muy vinculadas al ámbito de la organización, a unas carencias en el área de informática, en los organigramas y en una serie de control interno de contabilidad”. A Cortés le llama la atención, por ejemplo, “el déficit de deuda recaudada. Hemos tenido unos déficits impresionantes porque no teníamos modernizado nuestros sistema informático y no había un control real sobre quién pagaba y quién no los impuestos. En 2016 aún nos movíamos en un 20% de deuda sin recaudar. Estos es muy importante para las arcas del Ayuntamiento y para que podamos tener mayores ingresos y sacar, por tanto, mejores servicios”.

Algunas de todas esas recomendaciones se han dado por satisfechas y resueltas”. Sin embargo, hay asuntos aún por mejorar. El Tribunal de Cuentas apunta también a la necesidad de mejoras en materia de igualdad o de transparencia.

En la imagen, a la izquierda, Ricardo Cortés, junto al presidente del Tribunal de Cuentas, en la Comisión de esta mañana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *