“EL CIERRE DEL OCIO NOCTURNO HA SIDO EL TRAMPOLÍN PARA LOS BOTELLONES Y LAS FIESTAS PRIVADAS”

EL PRESIDENTE DE LOS HOSTELEROS DE CANTABRIA CONFIESA QUE ESTÁN “HARTOS DE LA BATALLA JUDICIAL”  CON LA CONSEJERÍA DE SANIDAD

1041

La pasada semana, la víspera de Nochevieja, el Tribunal Superior de Justicia de Cantabria desestimaba el recurso presentado por la Asociación de Hostelería de Cantabria contra el cierre del ocio nocturno decretado por el Gobierno de Cantabria.

El presidente de esta asociación, Ángel Cuevas, ha señalado en Castro Punto Radio que están “tremendamente cansados y disgustados. ¿Dónde están nuestras ayudas? En los 20 meses de pandemia, el ocio nocturno ha estado cerrado en torno a 16 o 17 meses. Lo ocurrido en Nochevieja ha sido el trampolín para botellones y fiestas privadas”.

Cuevas ha defendido que el índice de contagios en la hostelería es mínimo. “Según el Ministerio de Ciencia y Tecnología, sólo el 0,10%, dato avalado por el Instituto Carlos III. Que pongan todos los inspectores que consideren oportunos y a los que no cumplan, que los cierren”, añadía.

El presidente de los hosteleros de Cantabria ha destacado que esta Navidad “ya estaba estropeada desde el 15 de diciembre con anulaciones masivas. Esto ha sido la puntilla. Para 600 negocios la Navidad es un 20% de la facturación de todo el año. Comparándola con la de 2019, se ha facturado de media un 60% menos”.

Asegura que están “hartos de la batalla en los tribunales”, el único contacto que mantienen con la Consejería de Sanidad ya que “ya no tenemos reuniones. La relación se ha ido deteriorando mucho con el tiempo. Lo único que hemos conseguido, y en cinco ocasiones, ha sido a través de la vía judicial”.