DOS AÑOS Y MEDIO DESPUÉS DE CERRARSE, EL LUNES ARRANCAN LAS OBRAS PARA ABRIR EL INICIO DE LA VÍA VERDE DE TRASLAVIÑA

535

Desde marzo de 2018 que se cerrara en la legislatura pasada este acceso por riesgo de caídas de piedras a los peatones, “hoy está más cerca la apertura en condiciones de seguridad de este acceso peatonal a la vía verde tan utilizado para ir paseando desde Castro (Brazomar) hasta la pedanía de Mioño”, anuncia el concejal del área, Alejandro Fernández, en nota de prensa.

El Ayuntamiento de Castro Urdiales ha adjudicado las obras de estabilización del talud de roca a la empresa Miramar Gunitados S.A., del Valle de Trapaga (Vizcaya), por un importe de 43.525 euros, tras elaborar desde el Departamento de Urbanismo la documentación técnica que definen las obras, conseguir partida presupuestaria para ejecutarlas y licitar las mismas desde el Departamento de Contratación.

El plazo de ejecución de las obras será de un mes desde su inicio y consisten en las siguientes actuaciones: la limpieza y saneo del talud, con eliminación manual de las piedras y destoconado de los árboles que existen en el propio talud en su cabeza, la colocación de malla tripe torsión en ladera de talud, con cable y anclajes de fijación del cable en pie y cabeza y colocación de cable de acero en formación romboidal para refuerzo de zona de malla y ejecución de bulones al tresbolillo con placa de reparto para coser el talud y estabilizar el mismo.

Los objetivos de la obra, destaca el edil socialista, “son evitar las condiciones de peligrosidad que se puedan presentar para los usuarios y usuarias de dicha vía peatonal, y a la vez ejecutar una obra que evite de una vez por todas el tener que realizar las continuas labores de mantenimiento de dicho talud que se venían ejecutando por parte del Ayuntamiento”.

Para finalizar, concluye Fernández, “se espera poder abrir este acceso peatonal a la vía verde para el mes de Diciembre, dos años y medio después de su cierre, en la pasada legislatura”.