ECOLOGISTAS EN ACCIÓN ASEGURA QUE LA CALIDAD DEL AIRE EN CASTRO ES BUENA Y ESTÁ DENTRO DE LOS PARÁMETROS LEGALES Y SALUDABLES

585

9 AGOSTO 2017 /

Ecologistas en Acción ha hecho unos cálculos por los que estima que un 54% de los cántabros respiran aire perjudicial para el organismo, en base a los parámetros que establece la Organización Mundial de la Salud (OMS). Por otro lado, el Gobierno de Cantabria defiende que nuestra región es la que presenta mejor calidad del aire en España, junto a La Rioja.

Con este telón de fondo, hemos hablado en Castro Punto Radio con Bernardo García, miembro de Ecologistas en Acción sobre la calidad del aire en Castro Urdiales.

Ha explicado que esa valoración “depende de la perspectiva desde la que se haga”. Y es que, “hay datos legales de calidad establecidos por la Unión Europea y, después, las recomendaciones que hace la OMS que difieren bastante. Los legales son más altos pero no quiere decir que sean saludables. Desde el punto de vista legal, Cantabria está dentro del límite, pero no así dentro de las recomendaciones de lo que sería una aire saludable”.

En el caso de Castro, “la calidad del aire es buena porque entraría dentro de los parámetros legales y saludables”. En Cantabria, “el problema se centra, sobre todo, en el Arco de la Bahía y en Torrelavega”.

García ha detallado que en este tipo de valoraciones, “no se miden todos los contaminantes, porque podrían ser cientos o miles, pero sí aquellos de referencia que son más comuniones”. Se trata, fundamentalmente, de partículas finas, dióxido de nitrógeno, dióxido de azufre, ozono troposférico, algunos metales pesados y algunos compuestos. Son normalmente contaminantes que están, principalmente, asociados al tráfico y la actividad industrial”.

Cuanto más pequeñas son las partículas “son más peligrosas porque entran del alveolo pulmonar hasta el torrente sanguíneo.

En Castro “en 2016 no se registró ningún episodio significativo en ninguno de los contaminantes. A alguno le puede sorprender, pero esos son los datos reales. Es reseñable también la tendencia y evolución, que demuestra que se ha mejorado en los últimos 12 años, aunque también hay que decir que ha coincidido con la crisis económica”.

Preguntado sobre la cercanía a Petronor y la incidencia que eso pudiera tener en la calidad del aire en nuestro municipio, ha asegurado que “cuando hablamos de casos puntuales, dependiendo de cómo sople el viento, va a depender de distintos parámetros y factores”.