LA DYA HA ATENDIDO EN TORNO A 200 PERSONAS EN EL SERVICIO PUESTO EN MARCHA PARA FACILITAR COMPRAS A PERSONAS MAYORES O DE RIESGO

ADEMÁS, HAN SIDO MÁS DE 500 LAS LLAMADAS TELEFÓNICAS RECIBIDAS EN LA CENTRAL RELACIONADAS CON ESTA INICIATIVA

668

El servicio de ayuda a domicilio que la DYA, junto con varios ciudadanos voluntarios, ponía en marcha coincidiendo con la activación del Estado de Alarma, ha atendido de forma directa en torno a 200 ciudadanos, además de haber recibido en la central más de 500 llamadas telefónicas relacionadas con este servicio.

Son datos que ha aportado a Castro Punto Radio el responsable de DYA Cantabria, Rafael Gómez, al tiempo que ha señalado que, “el trabajo es incesante y, a medida que se va conociendo, es más la demanda. Además, hay personas que, en su momento, hicieron compras grandes, pero ahora, con la ampliación del Estado de Alarma, se van quedando sin productos. Se trata, de gente mayor o de grupos de riesgo que, por prevención y responsabilidad, deciden no salir y demandar el servicio que estamos prestando”.

Los usuarios solicitan, sobre todo, “compras alimentación, limpieza o higiene y adquisición de productos en farmacias. Además, se está prestando apoyo a personas en situación de soledad, que tampoco pueden ser visitadas por quienes hasta ahora lo hacían. Son asistidos por trabajadores sociales, psicólogos o necesitan simplemente compañía”.

Dentro de este servicio, “seguimos colaborando con farmacia del Hospital de Laredo  recogiendo medicamentos específicos en este centro sanitario y repartiéndolos por distintos domicilios de Castro”. Como ha explicado Gómez, “se anunció que lo iban a empezar a dispensar las farmacias convencionales pero, al parecer, existe algún problema logístico que no hace esto posible. Por tanto, hemos acordado con el hospital que seguiremos encargándonos nosotros”.

Desde la DYA “estamos en coordinación diaria con el departamento de Asuntos Sociales del Ayuntamiento de Castro para ayudarnos mutuamente en éste y en otros asuntos”. Por ejemplo, se está colaborando también en el reparto de comida a domicilio entre estudiantes que disfrutaban del servicio de comedor en los centros educativos y que eran beneficiarios de ayudas al 75%. “Ayer comenzamos con ese reparto a unos 25 alumnos. Hoy haremos lo propio con un número similar y la previsión es que, para la semana que viene, se incremente ese número”.

A todo esto se suma el hecho de que “hemos recibido una donación anónima de otra empresa de catering y se está coordinando con Asuntos Sociales para hacerlo llegar a algunas familias en situación comprometida”.

Además de los voluntarios de la DYA, más de 90 ciudadanos están colaborando en este servicio de ayuda a domicilio. “Un apoyo imprescindible puesto que, sobre todo en las horas centrales de la mañana, hay muchos servicios que llevar a cabo”, destacaba Gómez.