LA EMPRESA QUE GESTIONA EL SERVICIO DE HAMACAS HACE UN BALANCE POSITIVO DEL VERANO. ESTUDIAN LA OPCIÓN DEL SOLARIUM PARA EL PRÓXIMO AÑO

728

Tomas Gutierrez Hamaquero 2015

24 AGOSTO 2015 /

La empresa PATO (Promoción de Actividades Turísticas Organizadas), que ofrece el servicio de hamacas en la playa de Brazomar, ha hecho un balance positivo de lo que va de temporada estival.

Su representante, Tomás Gutierrez, ha señalado en Castro Punto Radio que “está siendo un verano típico de Cantabria, con unos buenos meses de junio y julio, y con un tiempo en agosto más variable”.

Ha hablando también sobre el balance del servicio en nuestra playa. “Somos un servicio que creamos puestos de trabajo temporalmente en Castro. Algunos días nos hemos visto desbordados debido a la gran afluencia de turistas”.

Sobre el incidente ocurrido al comienzo del verano en el que algunas de las hamacas fueron quemadas en un acto vandálico, Gutiérrez ha contado que “se debió a un problema de ubicación, ya que esa zona la utilizan los lugareños para practicar deportes de playa”. Ante las posibles molestias ocasionadas, el representante ha pedido “sensatez”, ya que la próxima temporada de baño tienen intención de continuar con el servicio, y ha aclarado que la Dirección General de Costas es quien les ha ubicado ahí a pesar de que la empresa prefiere estar en la zona de la entrada, hacia el centro de la playa, por lo que van a solicitar otra ubicación para evitar molestias”.

Gutiérrez ha explicado, desde un punto de vista turístico, la necesidad de ofrecer un servicio como éste. “Castro es una ciudad agradable, preciosa, que ofrece buena gastronomía y buenos servicios y éste es uno más. Cada vez está más introducido en las playas españolas. Quienes se alojan en un hotel quieren tener su servicio de hamaca y sombrilla. El turista de hoy en día demanda más comodidad, además es útil también para personas mayores porque a la playa no van sólo jóvenes o niños”.

En cuanto a las tarifas y la introducción del bono de tarde, con un coste de dos euros, el representante de PATO ha explicado que surge como alternativa a los usuarios que trabajan por la mañana y tienen la tarde libre, “lo que ha tenido una gran aceptación”.

Tomás Gutiérrez, que se siente satisfecho con el trabajo de los hamaqueros, asegura que ya han recibido diez llamadas de usuarios para agradecerles el trato recibido por parte de los empleados, a lo que el representante ha añadido que “no ha habido ni una sola queja sobre el servicio”.

Si comparamos la playa de Brazomar con otros arenales de la región, “hay que indicar que el mayor número de hamacas se encuentra en Santander, y que Castro se puede asemejar con la Concha o con la Segunda del Sardinero, que tiene mucho turismo y, debido a su menor superficie, se concentra mucha gente. Esa aceptación ha llegado al 85% este verano”.

Desde PATO, buscan playas que tengan afluencia toda la semana, en su mayoría urbanas, para que no sean ocupadas sólo en fin de semana, ya que “se trata de una empresa y, como tal, lo que busca es obtener beneficios”. Una posibilidad podría ser el solarium del Muelle Don Luis, “para evitar que la gente se tumbe con el calor encima del hormigón”, por lo que les gustaría hacer una encuesta para conocer si el servicio sería bien acogido.

Aún queda el último coletazo del mes de agosto y, en función del tiempo, decidirán si van a apurar hasta el 15 de septiembre.

La empresa ha agradecido a los castreños la aceptación que han tenido, “al tratarse de un servicio novedoso, ya que es más propio del sur, del mediterráneo o de las islas, pero verano tras verano se está implantando cada vez más en nuestras playas”.