LA REHABILITACIÓN DE EDIFICIOS ESTÁ SIENDO FUNDAMENTAL PARA EL CRECIMIENTO DEL SECTOR DE LA CONSTRUCCIÓN

139

19 JUNIO 2018 /

Desde hace un tiempo proliferan en Castro Urdiales las obras de rehabilitación de edificios. Son numerosos los andamios colocados y muchas las personas trabajando, lo que ha convertido la rehabilitación en un aspecto fundamental para el sector de la construcción, uno de los más azotados, durante años, por la crisis económica.

En el conjunto de la región, este aspecto de la reparación de inmuebles ha doblado su actividad en los dos últimos años. Así lo ha corroborado en Castro Punto Radio el presidente de la Asociación de Constructores de Cantabria, Gervasio Pinta.

La obligación por parte del Consistorio castreño de que los inmuebles de más de 50 años pasen un Informe de Evaluación que determine las obras de mejora a realizar en caso necesario, y las subvenciones regionales para la rehabilitación edificatoria, están contribuyendo mucho al crecimiento del sector de la construcción.

A esto se suma también, según Pinta, “la concienciación por parte de los ciudadanos de que hay que mantener los edificios”. En este sentido, la rehabilitación fuera de estas campañas de obligado cumplimiento “también se está incrementando porque a todos nos gusta tener nuestra casa bonita y mejorarla energéticamente por una cuestión puramente de costes”. Por eso, “se va viendo, en líneas generales, que todo el mundo tiende a la conservación, cuando antaño parece que no estábamos muy acostumbrados y concienciados”.

Todo esto está contribuyendo a la generación de empleo en el sector, “con una mano de obra clásica y con buenos profesionales que conocen qué estructuras se pueden o no tocar”.

Al margen de este asunto, la obra nueva, pese a estar en cifras muy inferiores a las registradas años atrás, también está creciendo y Castro se encuentra, en este aspecto, en lo más alto de la tabla. La última estadística habla de 70 nuevas construcciones en marcha en nuestro municipio. “Es algo que se está viendo, sobre todo, en zonas costeras y, particularmente, en Castro que está en el límite con el País Vasco, y hay una influencia importante en este aspecto”.

Desde la Asociación de Constructores de Cantabria están impacientes porque “salga de una vez la reforma de la Ley del Suelo”, con la confianza de que “se nos regule con una buena Ley que sea cumplible, y no un montón de folios que nos vayan a complicar más. Todo debería ser más ágil, más claro y que el ciudadano tenga todas las garantías a la hora de comprar su vivienda. Queremos seguridad jurídica para transmitir lo mismo a nuestros compradores”.