LA SEÑALÉTICA DEL CAMINO DE SANTIAGO SE MEJORARÁ EN CANTABRIA Y SE AÑADIRÁ INFORMACIÓN SOBRE EL PATRIMONIO Y EL PAISAJE

ASÍ LO HA DICHO EL PRESIDENTE DE LA FUNDACIÓN CAMINO LEBANIEGO, CONSCIENTE DE QUE, AUNQUE ES AÑO SANTO, “SU INCIDENCIA NO SE PERCIBIRÁ HASTA QUE SE CONTROLE LA PANDEMIA”

203

Este 2021 es Año Santo Compostelano, aunque arranca marcado por la pandemia y en plena tercera ola de contagios. Por tanto, habrá que esperar algunos meses aún para ver hasta qué punto tiene incidencia o no en el turismo de la región. En cualquier caso, desde la Fundación Camino Lebaniego se está trabajando en la mejora del camino, como ha señalado en Castro Punto Radio su presidente, Manuel Bahillo, teniendo en cuenta también que la Santa Sede ha decretado la prolongación del Año Santo 2021 durante todo 2022 por las circunstancias excepcionales que rodean su celebración a causa de la pandemia de covid-19 y que 2023 será Año Santo Lebaniego.

Con todo, “tenemos entre manos un plan para mejorar y cambiar la señalética del Camino en Cantabria y vamos empezar con ello junto a la Dirección General de Turismo”. Y es que, “estamos en el Consejo Jacobeo, que es interautonómico y tenemos aprobado un sistema de señalética específica, porque había una gran dispersión en cuanto a que, aunque las autonomías se basaran en la concha, la flecha amarilla y el fondo azul, había varias versiones. Desde el Consejo se han dado una serie de recomendaciones y vamos a adaptar la señalética a esas normas comunes”.

Al mismo tiempo, “se va a añadir una serie de información e interpretaciones del patrimonio y el paisaje que van a ir conociendo los peregrinos. Por ejemplo, si pasas cerca de un espacio natural como puede ser Sonabia, ofrecer información porque está visto que el 70% de los peregrinos vuelven con sus familias y es un turismo muy interesante porque hacen de promotores del patrimonio por el que circulan”.

Por otro lado, “con algunos municipios, se está trabajando en el arreglo, mejora y aumento de albergues. Vamos a seguir en lo que nos deje la enfermedad, abiertos a las peticiones de mejora que nos puedan hacer ayuntamientos o juntas vecinales”.

En este mismo sentido se ha pronunciado Bahillo sobre zonas degradadas o de vertedero que se puedan detectar a lo largo del Camino. “Siempre estamos abiertos a cualquier petición de ayuntamientos, asociaciones o personas que nos diga que hay puntos muy degradados. Incluso de hacer de abogados ante la Administración competente ambiental para que lo retiren o poder elaborar un proyecto de mejora de esos puntos”.  Por el momento ha señalado que no ha llegado ninguna petición al respecto desde Castro.

Hasta que “no se controle este desastre epidemiológico no se va a percibir la incidencia del Años Santo. Se puede recuperar un poco la vida normal en la calle a medida que aumente la vacunación, pero otra codas es que se anime la gente a hacer turismo y, sobre todo, la parte del peregrinaje que supone dormir en albergues y en zonas comunes, se va a recuperar la última”.