“LA SEGUNDA FASE DE LAS OBRAS DE AMPLIACIÓN DEL ROMPEOLAS COMENZARÁN A FINALES DE ESTE AÑO O PRINCIPIOS DE 2023”

EL CONSEJERO DE OBRAS PÚBLICAS PRESENTA EN CASTRO ESTA ACTUACIÓN EN LA QUE SE INVERTIRÁ 5.3 MILLONES DE EUROS Y SE EJECUTARÁ EN 18 MESES

463

El consejero de Obras Públicas, José Luis Gochicoa, ha visitado hoy Castro para presentar la segunda fase de las obras de refuerzo del rompeolas. Ha destacado que “cumplimos el compromiso que teníamos con Castro Urdiales de rehabilitar este dique, aportándole seguridad y, con ello, también a la ciudad”.

Esta segunda fase, “en la que se ha aprovechado la experiencia de la primera para mejorar algunas cuestiones”, se ha sacado a licitación por 4.098.718,59 euros antes de impuestos, lo que suponen 5.328.334,17 euros en total. “En definitiva, la inversión completa para reforzar el rompeolas será de ocho millones de euros, de las más importantes que ha realizado esta Consejería”.

Las obras están ya licitadas y publicadas en el Portal de Contratación del Estado. La previsión es que haya adjudicatario “hacia noviembre. A partir de ahí, podrían empezar las obras a finales de año, aunque más visible a comienzos de 2023”. El plazo de ejecución es de 18 meses, con lo que, “el refuerzo debería estar acabado hacia mayo de 2024”.

La alcaldesa de Castro, Susana Herrán, ha señalado que “esto es algo muy esperado por el Ayuntamiento y por los castreños. Vemos que el compromiso de la Consejería de hacer una segunda fase es una realidad y será un proyecto muy importante para el elemento protector de la bahía de Castro y lugar muy emblemático y usado por los vecinos para pasear”.

EL PROYECTO

El objeto el proyecto es finalizar la actuación desarrollada en la primera fase, completando el aumento de la anchura del dique en sus últimos 262 metros, desde la mitad del dique hasta el inicio del morro.

Con esta actuación se buscará aumentar los coeficientes de seguridad del dique vertical mediante la reducción de la probabilidad de fallo, además de reducir la posibilidad de desagregación del cuerpo vertical. Con ello se consigue eliminar los fallos locales del andén y se actúa en los puntos en los que se ha detectado un inicio de averías del paramento vertical en el lado mar de dique.

Para ello, se dotará de mayor anchura al cuerpo de hormigón en 2,50 metros desde la cota de cimentación del dique actual hasta la cota de coronación del muro, suministrando una anchura al dique de 13,70 metros. Además, con el objeto de garantizar la correcta cimentación del dique se recrece la escollera de cimiento hasta conseguir un ancho de escollera medido desde el paramento interior definitivo del dique de 4 metros, la cual tendrá un peso de entre 50 y 300 kilos.

Las reparaciones en la cara lado mar del dique consistirán en el saneo y reconstrucción de los huecos detectados con mortero, mortero proyectado, sacos, resina, pastas, etc, mediante medios terrestres o marítimos en función de la localización. Una vez relleno el hueco se procederá a un gunitado exterior del área.

La terminación de las obras consistirá en la instalación de 9 bolardos y 9 escaleras distribuidas uniformemente cada 25 metros al o largo del dique, así como argollas y barandillas.

Plano de las obras: