LOS CASTREÑOS QUE FABRICAN VISERAS PROTECTORAS HARÁN 140 MÁS “PARA ATENDER A LOS ESTABLECIMIENTOS QUE ABREN EN LA FASE 1”

LOS 14 'CORONAVIRUS MAKERS' DEL MUNICIPIO HAN REPARTIDO, CON LA COLABORACIÓN DE PROTECCIÓN CIVIL, UNAS 700 PANTALLAS DESDE EL INICIO DEL ESTADO DE ALARMA

1666

Desde que se decretó el Estado de Alarma, un grupo de castreños con impresoras 3D se unieron y se pusieron en marcha para fabricar viseras a las que colocar una pantalla protectora. Este material de seguridad ha sido entregado, gracias a la colaboración de Protección Civil, a trabajadores de centros sanitarios o de establecimientos de primera necesidad que han permanecido abiertos en todo momento.

Con la entrada hoy en vigor en Cantabria de la Fase 1 de desconfinamiento y la consiguiente apertura de un gran número de establecimientos hosteleros y comerciales, este grupo de voluntarios incrementa su esfuerzo con el fin de fabricar más viseras que se hagan llegar a los distintos trabajadores. Así lo ha explicado en Castro Punto Radio Javier Loroño, castreño que pertenece al grupo ‘Coronavirus Makers’, que tiene en Castro 14 integrantes, unos 300 en Cantabria y más de 16.000 a nivel nacional.

Desde que comenzó el confinamiento, “hemos repartido en el municipio unas 700 pantallas. “Las dos últimas semanas hemos estado tranquilos porque teníamos stock e incluso enviamos 100 viseras a Madrid y varias decenas para los funcionarios de la cárcel de Basauri.

Con la entrada en la Fase 1 de desconfinamiento, “nos hemos puesto otra vez las pilas y hemos decidido imprimir 10 unidades cada uno. Si sale bien, serán unas 140 pantallas más para atender la necesidad del pequeños comercio, porque entendemos que ahora hará falta”.

Los interesado en contar con una pantalla de este tipo para desempeñar su trabajo con seguridad “se pueden poner en contacto con nosotros a través del correo electrónico viseras3dcastro@gmail.com, señalando nombre, dirección, teléfono o vía de contacto, cuántas viseras necesita y para qué negocio sería. Todo eso lo introducimos en una base de datos y es Protección Civil quién se encargará de hacérselas llegar”. Loroño ha dejado claro que este material es “totalmente gratuito”.

Además de Protección Civil, este grupo ha contado con la colaboración de varios comercios castreños que han donado las láminas de acetato y las gomas para unirlas a las viseras.

Loroño ha explicado que el modelo que se están encargando de fabricar supone “entre 1,5 y 3 horas de impresión, previa preparación de las propia impresora”.