PODEMOS ASEGURA QUE EL GOBIERNO DE CANTABRIA APOYARÁ EN EL PARLAMENTO SU PROPUESTA DE REORDENAR LOS AMARRES DEL PUERTO DE CASTRO

131

15 MARZO 2018 /

Como informábamos ayer, Podemos presentará en el Pleno del Parlamento del próximo lunes tres propuestas relacionadas con el puerto de Castro para que se incluyan en el Plan de Puertos 2014-2021. Esa inclusión dependerá del número de apoyos que esta formación política, que sólo cuenta con tres diputados, consiga del resto de partidos.

De momento, para la propuesta de reordenación de los amarres del puerto, “vamos a contar con el apoyo del Gobierno de Cantabria”. Así lo ha señalado en Castro Punto Radio el diputado de Podemos, José Ramón Blanco. “Nos hemos reunido con ellos y nos han mostrado su disposición a votar a favor”. Se trata de una reordenación que se basa en la propuesta realizada ya en 2004 por el colectivo castreño para Salvar la Bahía. “Se tienen en cuenta temas medioambientales y un fondeo útil, y se cuenta con la participación de los usuarios del puerto, la Cofradía, el Club Náutico y el Ayuntamiento”.

Entiende que el coste de esta intervención “sería relativamente poco porque es una simple reordenación”. Se trata “más de una decisión política”.

Por otra parte, Podemos propone la declaración de la Dársena del puerto como Bien de Interés Cultural “porque tiene un carácter histórico y una singularidad constructiva que creemos debe ser protegida para que no se pueda destruir”.

Por último, pide la formación morada la creación de un ‘Plan estratégico’ para reactivar la bahía de Castro como recurso económico y turístico con especial atención al sector pesquero. “Que se sienten las consejerías de Obras y de Pesca, el Ayuntamiento, la Cofradía y lo agentes sociales y que todo el mundo pueda aportar”.

El apoyo del resto de grupos parlamentarios va a ser clave. “A lo largo de estos días intentaremos llegar a acuerdos para que nos apoyen”.

Para terminar, Blanco ha criticado que, en este tipo de Planes de Puertos a tantos años, “las que quedan sin hacer son las pequeñas actuaciones que, en verdad, son las que mejoran los puertos. Cuando hay muchos millones por el medio que interesan a las grandes constructoras, esas actuaciones, misteriosamente, siempre se ejecutan, como hemos visto en Laredo o como van a hacer en San Vicente”.