EL SUPREMO RECHAZA EL ÚLTIMO RECURSO DE LOS PROPIETARIOS DEL MIRAMAR 

176
El Tribunal Supremo ha desestimado el recurso presentado por los propietarios del Hotel Miramar contra el acuerdo del Consejo de Ministros por el que se declaraba la utilidad pública y la urgente ocupación de los bienes y derechos afectados por las obras comprendidas en el proyecto de demolición. Ya no caben más recursos y se condena en costas a los propietarios del inmueble, que deberán abonar 4.000 euros al Estado.

Según se recoge en la sentencia, fechada el 14 de febrero, los propietarios denunciaban en su recurso que se había “vulnerado” su derecho de defensa por estar incompleto, a su juicio, el expediente administrativo. “La administración demandada ha cometido un abuso de derecho y una desviación de poder para privar a mis representados del uso de la propiedad de la finca que se pretende expropiar desde 2008, dejando que se arruine el edificio para luego justificar una expropiación a la baja”.

Como publica hoy El Diario Montañés, la Sala reprocha al recurrente el “desconocimiento palmario de la finalidad y significado del acuerdo recurrido, que se limita a declarar la utilidad pública y urgente ocupación de los bienes afectados por ese proyecto de demolición, a efectos de legitimar el inicio del oportuno procedimiento expropiatorio”.