EL ALCALDE DE ORIÑÓN ESTÁ A LA ESPERA DE INFORMACIÓN DE SANIDAD SOBRE EL POSIBLE BROTE DE COVID-19

DE MOMENTO SABE QUE “HA DADO POSITIVO UN MATRIMONIO HABITUAL EN EL PUEBLO, AUNQUE SÓLO UNO DE ELLOS ESTÁ EMPADRONADO EN CANTABRIA”

16871

La Consejería de Sanidad informaba ayer que se está investigando un posible brote de Coronavirus en la Junta Vecinal de Oriñón. En Castro Punto Radio, su alcalde, Guzmán Miranda, ha trasladado “los pocos datos” que tiene al respecto. Sabe que “se trata de un matrimonio que ha dado positivo. Son asiduos en el pueblo, estando uno de ellos empadronado aquí y el otro en el País Vasco. Entiendo que será por eso por lo que, de momento, que yo sepa, sólo se cuenta un caso en las estadísticas de Cantabria.”

Miranda no sabe cómo son los protocolos de actuación y de registro cuando se producen casos de personas que están en Cantabria pero que reportan sus incidencias con Osakidetza. En cualquier caso, “entiendo que si la Consejería está hablando de posible brote, estará cotejando información con el Servicio Vasco de Salud”.

No en vano, muchos de los ciudadanos que ahora mismos en encuentran en Oriñón lo están en segundas residencias y no están empadronados en el pueblo. “Sí sé, porque he podido hablar con algunos, que los contactos estrechos de estas personas que están en el pueblo ahora, se auto confinaron durante cuatro días por responsabilidad pero, después, los organismos oficiales les dijeron que, si no tenían síntomas, podían salir a la calle”.

Desde la Junta estarán muy pendientes de nuevas informaciones al respecto que se vayan ofreciendo por parte de Sanidad. Mientras tanto, “poco más sabemos”.

Estos últimos acontecimientos han llevado al presidente de la junta a suspender una reunión que tenía prevista esta mañana con el Grupo de Movilización Ciudadana de Oriñón y Sonabia para abordar, entre otros, asuntos relacionados con el control de aforo en el pueblo, el estado de la carretera a Sonabia o problemas ambientales y de acceso a la playa.

Cuando se sepa “cómo evoluciona este caso, retomaremos la cita si se puede”. Lo que tiene claro Miranda es que “yo no voy a hacer una asamblea con todos. La tendrán que hacer entre ellos y yo me reuniré con los representantes para abordar todos estos asuntos que, por cierto, desde la Junta ya hemos solicitado al Ayuntamiento en varias ocasiones sin que se haya dado respuesta. Igual ellos tienen más suerte y les hacen más casos”.

Ha contado que ayer “me llamó el acalde de Liendo para ver si iba a una reunión que tenía él con la alcaldesa de Castro. Entendía que yo debía estar en ese encuentro, pero no fui porque no se me había convocado. Hoy me ha mandado un mensaje la alcaldesa diciéndome que quiere tener una reunión conmigo”.

En cuanto a la relación entre la Junta y el grupo de vecinos antes mencionado, Miranda ha dicho que “no se habían puesto en contacto con nosotros hasta ahora que han solicitado esta reunión”. Ha afirmado que le parece bien “que quieran colaborar con la Junta, pero si las propuestas que plantean no son posibles, no se van a poder atender. Yo no soy partidario de que se cierre el pueblo porque se cierre y que no venga nadie. Uno de los problemas es el aforo de coches, pero también el hecho de que Oriñon está sin urbanizar  y muchos de esos vecinos se pusieron en contra de ello en su momento. En época de Fernando Muguruza como alcalde de Castro, algunos de estos ciudadanos fueron con pancartas al Ayuntamiento para que no se llevará a cabo un proyecto de urbanización”.