EL CUMPLIMIENTO DEL TOQUE DE QUEDA Y EVITAR FIESTAS PRIVADAS CENTRARÁN PARTE DE LA LABOR DE LA POLICÍA ESTA NOCHEVIEJA

664

La Policía Local se prepara para una Nochevieja que será diferente debido a la situación de pandemia por la que estamos atravesando. Si bien no tendrán que controlar, como otros años, las zonas de ocio nocturno, si deberá haber especial vigilancia en el cumplimiento del toque de queda establecido a las 00:30 horas y en la posible celebración de fiestas privadas unas vez superado ese horario.

Así lo ha señalado en Castro Punto Radio el subinspector jefe de la Policía Local, Domingo García, que ha vuelto a solicitar la colaboración ciudadana para, “si perciben excesivo ruido o muestras de que se pueda estar celebrando en alguna vivienda o lonja una fiesta privada, den aviso”, aunque los agentes también estarán muy pendientes de estas situaciones.

No sólo por la noche, sino también en la tarde previa a la cena, “algo que ya se estuvo vigilando la tarde de Nochebuena”.

Ha apelado también a la “responsabilidad individual” en todos los sentidos, incluido el respeto al límite de seis personas por cada una de las cenas o comidas de Nochevieja y Año Nuevo. “No podemos pedir una orden judicial para entrar en cada uno de los domicilios y vigilar esto, pero hay medios para controlar si en determinada vivienda se han reunido 12 o 14 personas”.

LANZAMIENTO DE PIROTECNIA

Otra de las labores de la Policía Local en Nochevieja será la de controlar que se cumplan las normas en cuanto al lanzamiento de pirotecnia, una práctica que el Ayuntamiento ha limitado de 23:30 horas del 31 de diciembre a 1 de la madrugada del 1 de enero. Fuera de ese horario se podrán llevar a cabo las sanciones pertinentes por incumplimiento de la Ordenanza Municipal de promoción de conductas cívicas y protección de los espacios públicos.

García ha señalado que, “si no hay agravante, la infracción es leve y la horquilla va de 100 euros a 750”.