EL PP INSISTE EN PEDIR LA DIMISIÓN DE PATRICIA CAMINO POR LA COLOCACIÓN DE PEGATINAS EN EL CEMENTERIO Y EXIGE LA CELEBRACIÓN DE UNA COMISIÓN URGENTE

491

Cementerio Ballena con pegatinas (17)

4 NOVIEMBRE 2015 /

La portavoz del Grupo Popular en la Comisión de Servicios a la Ciudadanía, Ana Urrestarazu, ha vuelto a insistir en la necesidad de abordar de manera “urgente y seria” el problema “que el Gobierno municipal ha originado” en el Cementerio de Castro Urdiales.

En una nota de prensa la edil ha informado de que el alcalde no ha respondido al escrito de solicitud registrado por el PP la pasada semana, añadiendo que “ante el silencio cómplice de Díaz-Munío sobre este asunto y la pasmosa pasividad con que el tema fue abordado en el último pleno” exigen que se convoque de manera urgente una comisión monográfica de Servicios a la Ciudadanía y que la concejala Patricia Camino “explique de una vez por todas qué buscan con este escándalo”. Los populares tienen claro que llevarán el asunto hasta el final “porque así nos lo piden los vecinos”.

Y es que a Urrestarazu no le convencieron las “tímidas disculpas” ofrecidas por la responsable del área la pasada semana. “Más aún cuando no sólo no se han retirado las pegatinas, sino que se está llamando a los titulares de las sepulturas para decirles que su concesión no ha acabado”.

Para la concejala del PP, “Patricia Camino no tiene otra salida que dimitir de esta responsabilidad por respeto a nuestra ciudad. Cualquier gestión que lleve a cabo en el futuro ya ha quedado desacreditada”. Entiende Urrestarazu que “este cúmulo de despropósitos es resultado de la incapacidad para gobernar de CastroVerde que, en casi cinco meses, ya ha sumado 4.265 decepciones, una por cada voto que obtuvieron”.

PINTADAS

Ana Urrestarazu ha mostrado también su condena ante las pintadas aparecidas los últimos días en la entrada del cementerio, en las que se insultaba a Camino. Pese a que “condenamos y rechazamos enérgicamente este tipo de actuaciones”, la concejala del PP ha recordado el “silencio” de CastroVerde cuando “sectores muy próximos a su partido nos insultaban a nosotros y empapelaban nuestra sede”.