JOSÉ MARI LIENDO RECUERDA QUE HAY UNA ORDENANZA REGULADORA DE RUIDOS EN VIVIENDAS QUE INCLUYE SANCIONES Y APELA AL “SENTIDO COMÚN”  

EL CONCEJAL DE MEDIO AMBIENTE LAMENTA, ADEMÁS, QUE "HAY RELAJACIÓN" EN CUANTO A LA RECOGIDA DE EXCREMENTOS DE LOS PERROS

613

Desde el pasado 14 de marzo los ciudadanos estamos confiados en nuestros hogares, lo que nos ha obligado a amoldarnos a una nueva situación que lleva aparejada un mayor tiempo de convivencia con los familiares en la propia vivienda y también con el resto de habitantes del edificio o la urbanización. En este sentido, varios ciudadanos han trasladado quejas a Castro Punto Radio relacionadas con vecinos que se han relajado en el cumplimiento de ciertas normas de convivencia, fundamentalmente, en cuanto a que ponen música a altas horas de la madrugada.

El concejal de Medio Ambiente, José Mari Liendo, ha asegura a esta emisora que a él también le ha llegado alguna queja y ha recordado que “existe una ordenanza que regula todas estas situaciones, que establece los horarios en los que se puede poner música y los niveles de volumen a los que se puede llegar”. Una normativa que “marca claramente todos los parámetros que hay que cumplir y que trae aparejadas sanciones que pueden llegar a cantidades importantes”.

En cualquier caso, ha apelado también al “sentido común por el que todos tenemos que entender que tenemos derechos pero, del mismo modo, obligaciones y que hay que respetar el descanso de nuestros vecinos”.

Ha recordado que la ordenanza reguladora está en la página web del Ayuntamiento a disposición de cualquier ciudadano que quiera consultarla y ha explicado que, si se detecta cualquier incumplimiento, “el interesado se debe poner en contacto con la Policía Local, que se persona en el domicilio, verifica si se ha producido un hecho sancionable y, de ser así, pasaría ese informe a Medio Ambiente para abrir el correspondiente expediente sancionador”. A día de hoy, no tiene constancia de que haya llegado ninguno al departamento.

Hay vecinos que se quejan de que llaman a los agentes pero no acuden al domicilio. “Al final la capacidad y los medios de la Policía es la que es y entiendo que establecerá prioridades. En cualquier caso, si las molestias por la música persisten en el tiempo, considero que tarde o temprano la Policía actuará”.

Al margen de este asunto, Liendo ha lamentado que en las últimas semanas “hemos tenido muchos problemas porque la gente se está relajando un poco en cuanto a la recogida de los excrementos de los perros. Supongo que, al no haber tanta gente en la calle que les pueda apercibir o llamar la atención, hay relajación en este aspecto”. Desde Medio Ambiente “se ha actuado desinfectando las zonas verdes, parques y entornos en los que hay más perros para mantenerlos limpios”, pero Liendo ha insistido en la necesidad de “extremar un poco las precauciones en este sentido y recoger los excrementos para que no haya focos de infección, sobre todo ahora que, poco a poco, se está estableciendo una mayor flexibilidad del confinamiento”.