LAS TRABAJADORAS DE LA RESIDENCIA PIDEN QUE SE TENGAN EN CUENTA SUS MÉRITOS Y AÑOS DE EXPERIENCIA EN LA OFERTA PÚBLICA DE EMPLEO

61

19 DICIEMBRE 2018 /

Las trabajadoras de la Residencia municipal siguen concentrándose todos los viernes en la Plaza del Ayuntamiento, reclamando mejores condiciones laborales.

Mientras tanto, continúan las negociaciones con el Consistorio para establecer los términos en los que se sacará la Oferta Pública de Empleo en esta instalación. Estaba prevista el día de hoy una reunión con el alcalde para abordar este asunto, pero se ha pospuesto al día 26.

La intención del equipo de Gobierno es sacar primero las
plazas vacantes que no están cubiertas y, después, hacer lo propio con aquellas ocupadas por trabajadoras interinas, el aspecto que más preocupa a los sindicatos.

La delegada de UGT en el Comité de Empresa de la Residencia, Mercedes Tobías, ha explicado en Castro Punto Radio que “un punto de nuestro convenio dice que se intentarían consolidar los puestos de trabajo anteriores a 2005”. Esto significa tener en cuenta los méritos y los años de experiencia a la hora de sacar a concurso la plaza.

Lo que reclaman los sindicatos es que, “ya que todas tenemos contratos como personal indefinido no fijo, lo justo sería que entráramos en esa consolidación y que no hubiera diferencia entre los contratos firmados antes de 2005 y los posteriores”.

Todo está en fase de negociación y Tobías espera que se llegue a un acuerdo con el Ayuntamiento, porque “una Oferta Pública de Empleo es dura y hay gente que sólo tiene ese sueldo para llevar a casa. Imagínate si no consigue la plaza”.

Al margen de este asunto, la delegada de UGT se ha referido al problema que tienen en cuanto al pago de festivos. “Nosotras trabajamos de lunes a domingo pero, cuando un festivo cae en sábado, la Dirección de la Residencia considera que se compensa con algún día de libre disposición y con eso se soluciona. Todo está denunciado y estamos esperando a ver lo que pasa”.

Por último y sobre las jornadas reducidas, “hay problemas porque las quieren quitar, de tal modo que, cuando la Dirección crea conveniente te puede decir que dejas de tener esa jornada reducida y que entras a trabajar a completa”, ha explicado Tobías.