EL PRC PIDE AL EQUIPO DE GOBIERNO QUE “SAQUE DEL PRESUPUESTO EL DINERO PARA LOS PROYECTOS DE MOVILIDAD Y NO SIGA RECURRIENDO AL ENDEUDAMIENTO”

PARA PEDRO FUSTE, "NOS QUIEREN COLAR UN PRÉSTAMO DE MÁS DE DOS MILLONES CON LA EXCUSA DE QUE SE VAN A PERDER SUBVENCIONES"

449

El concejal del PRC, Pedro Fuste, ha defendido en Castro Punto Radio que “no se va a perder la subvención de 1,5 millones de euros del Ministerio de Transportes”, aunque el pleno rechazara ayer la modificación presupuestaria de cerca de medio millón de euros para cubrir la diferencia entre el coste total de los 4 proyectos presentados a la orden de ayudas y el importe de la propia subvención.

Lo que debe hacer el equipo de Gobierno, según el concejal regionalista, es “sacar ese dinero de partidas del presupuesto aprobado que no se van a ejecutar este año”. Y es que ha defendido que “lo que no se puede hacer es cargarlo al endeudamiento, que es lo que no queremos que pase después de que hayan gastado el remanente de Tesorería. No queremos que el Ayuntamiento vuelva a pasar por las penurias de años anteriores”.

Y más cuando “se aprobó un presupuesto en abril y, un mes después, se tuvieron que realizar 25 modificaciones porque estaba todo mal presupuestado. Tres meses después, seguimos igual o peor, porque ahora se plantea la posibilidad de solicitar un préstamos de 2.250.000 euros”.

Fuste ha dejado claro que “queremos subvenciones y proyectos, pero no de esta manera y menos cuando se ha llevado todo a traición, en el último momento, con prisas, sin consenso y sin hablar de ese posible préstamo que nos quieren colar con la excusa ahora de la subvención. Es todo dantesco. Lo que tienen que hacer es detraer el dinero de otras partidas del presupuesto que no se van a ejecutar este año”, ha insistido.

Los mismos argumentos ha esgrimido Fuste en relación a la otra modificación rechazada y relativa a la transferencia de crédito por mayor coste del previsto en el anexo de inversiones de determinadas obras entre las que se encuentran la instalación de cámaras de videovigilancia en túneles o la rampa mecánica en Santa Catalina.

Ambas modificaciones debían estar aprobadas antes del 31 de diciembre para acogerse a subvenciones, pasando por la consiguiente exposición al público. “Eso es lo que ha marcado la urgencia de todo y esa convocatoria a toda prisa y fuera de lugar. Lo triste es que todo esto lo sabían hace tres meses y se ha esperado al último día”.