ESTE AÑO HABRÁ PASIÓN VIVIENTE EL VIERNES SANTO 15 DE ABRIL

TAL Y COMO ESTABA PREVISTO EN 2020 Y 2021, EDUARDO SAN MIGUEL ENCARNARÁ EL PAPEL DE JESUCRISTO. LOS ENSAYOS YA HAN COMENZADO, "MÁS REDUCIDOS Y CON MEDIDAS DE SEGURIDAD COVID"

666

Ayer lunes comenzaban los ensayos para la Pasión Viviente 2022, que se celebrará el Viernes Santo 15 de abril, con la jornada previa el Jueves Santo día 14 en el recorrido por el casco viejo y las escenas de la plaza del Ayuntamiento.

Se celebrará tras dos años de parón debido a la pandemia del coronavirus. Según indicaba a Castro Punto Radio el coordinador de la Asociación Cultural Pasión Viviente, Chechu Arozamena, “ha costado mucho, pero esperemos que la cosa vaya cambiando y vaya a mejor. De momento, los ensayos son muy reducidos, ayer empezamos con la Última Cena. Además, nos tomamos la temperatura permanente. Así lo haremos con todos los ensayos en interiores”.

La decisión de celebrar la Pasión se adoptó el pasado viernes, “y ayer lunes tuvieron reunión en el Ayuntamiento y se decidió echar a andar, teniendo en cuenta los cuidados que hay que tener. Si seguimos las normas bien, podemos seguir adelante”.

Eduardo San Miguel, que ya encarnó a Jesucristo en 2014, iba a ser el que repitiera el papel en 2020, al cumplir 33 años, la edad de Cristo en la cruz. “Ahora tiene dos años más, pero va a hacer el papel. Edu está muy contento, se le veía ayer con una cara de felicidad… Por fin lo ha conseguido”.

Los papeles principales de la Pasión serán representados por los mismos actores, “salvo alguna excepción”, que estaban previstos en 2020.

El comienzo de los ensayos “ayer fue maravilloso”, decía Chechu, “estábamos todos emocionados y nos saltaban las lágrimas. Pero parecía que habíamos dejado el ensayo el día anterior, no hace dos años. Mientras sigamos en interiores lo haremos en grupos no muy grandes y con quienes tengan diálogos. El resto de esta semana ensayaremos con las Marías, los leprosos, Pilatos y el sanedrín”.

Chechu Arozamena está seguro que dará tiempo a ensayar todas las escenas, aunque hayan comenzado más tarde que otros años: “andaremos justitos, pero pondremos todo el interés en los primeros ensayos, para no perder ni un minuto ni un segundo. Los últimos cuatro domingos antes del Viernes Santo estaremos, como siempre, en las escenas de la Atalaya”.

En cuanto a las medidas de seguridad para el público asistente y los actores, aunque es competencia del Ayuntamiento, el coordinador de la Pasión Viviente cree que “los espectadores en la calle estarán mejor que nosotros, y con toda la seguridad que esté marcada en ese momento, los días 14 y 15 de abril. Quizá la escena interior del juicio del sanedrín en la Iglesia se haga con aforo reducido, pero eso se verá según las medidas que estén vigor”.

Imagen de la última Pasión, la de 2019, en la que Alex Izurieta (a la izquierda) encarnó a Jesucristo y Eduardo San Miguel, Cristo este año, era Juan.