EL GRUPO DE SCOUTS DE CASTRO ABRIRÁ LAS INSCRIPCIONES EN SEPTIEMBRE Y COMENZARÁ LAS ACTIVIDADES EN OCTUBRE

LA PRESIDENTA DEL COLECTIVO HA DADO DETALLES SOBRE CÓMO SERÁ SU FUNCIONAMIENTO Y LOS OBJETIVOS QUE SE PERSIGUEN

863

La presidenta del Grupo Scouts Cerredo, María de los Ángeles Toledo, ha confirmado en Castro Punto Radio que abrirán las inscripciones para que se apunten niños y jóvenes, de 6 a 21 años, en septiembre, comenzando las actividades a partir de octubre, coincidiendo con el momento en el que lo hacen todos los grupos del país.

Los Scouts se reunirán, desde ese momento, un día a la semana, en fin de semana, para emprender una iniciativa que “pretende acompañar en la educación a los niños de Castro”. Para ello, “se va a trabajar con el tejido social del municipio y nos vamos a poner en contacto con diferentes grupos de personas que nos necesiten porque nos centramos en servicios a la comunidad para formar y para que, con pequeñas obras, los participantes en el grupo puedan colaborar con su pueblo. Al mismo tiempo, que disfruten de todo el entorno que tenemos y que nos da oportunidad de hacer muchas actividades”.

En este tipo de grupos, “se trabajan diferentes aspectos con los niños y jóvenes, desde el punto de vista emocional, espiritual, físico… Tratamos de que puedan desarrollar todas sus posibilidades, con cosas que les guste hacer y cada uno aportar su granito de arena”.

En el momento en el que ya haya personas inscritas, “lo primero siempre es celebrar sesiones de integración para conocernos todos mediante juegos, danzas, meriendas… Después de varias semanas, ya se reparten en pequeños grupos de trabajo y secciones en función de la edad. Todos ellos, de forma conjunta, forman la tropa scout y cuando hay salidas va toda la tropa entera. A partir de ahí, cada patrulla tiene sus labores y cada uno desempeña su papel”, ha explicado Toledo.

En los grupos scouts, los participantes van consiguiendo reconocimientos en forma de insignias a medida que consiguen progresos personales. “El primer paso es lo que se llama Promesa, que se consigue respetando una serie de normas y reglas dentro del grupo. Esto permite llevar la pañoleta de scout después de unos meses en los que se demuestre compañerismo y participación alegre en las actividades”.

A partir de ahí, “se van comprometiendo más y van teniendo insignias, progresando y asumiendo responsabilidades diferentes para el bien de su grupo”.

Hace ya varios meses que las personas que se harán cargo de las diferentes secciones se están formando como monitores scout. En la actualidad son unos 12 que se reúnen una vez a la semana en el Centro de Juventud ‘El Camarote’. “Hay pedagogos, psicólogos, profesores, etcétera y todos ellos deben contar con la titulación de monitor de tiempo libre”, ha trasladado Toledo. Ellos “también tienen que conseguir su Promesa y esperamos que la ceremonia de entrega de su pañuelo sea en junio”.

Scouts Cerredo ha solicitado un local al Ayuntamiento y están esperando respuesta. “Necesitamos un sitio en el que hacer actividades cuando haga malo y en el que guardar los materiales”.

Para terminar, la presidenta del grupo ha hablado del funcionando de este tipo de iniciativas en cuanto a cuotas se refiere. “Hay una anual, que no puedo especificar ahora porque la desconozco, que nos permite pertenecer a la asociación de Scouts de España, para contar con un seguro que nos cubra”. Por otra parte, “mensualmente se hace una aportación mínima para cubrir gastos básicos que podamos tener, de material por ejemplo. Se trata de cantidades accesibles”.