EL SINDICATO MÉDICO SEÑALA QUE LAS ACTUALES CIFRAS DE CONTAGIOS COVID “LAS TENEMOS QUE TOMAR, CUANDO MENOS, CON PRUDENCIA Y RESPETO”

OSCAR PASCUAL CREE QUE "QUIZÁ LA MASCARILLA NO DEBERÍA HABERSE RETIRADO EN INTERIORES"

612

Sin siquiera haber salido del todo de la séptima ola de coronavirus, estamos ya inmersos en la octava, con los contagios disparados y la incidencia a siete días en riesgo alto. Todo ello tomando sólo como referencia a los ciudadanos mayores de 60 años, que son los únicos sobre los que Sanidad ofrece información.

Con este telón de fondo hemos hablado en Castro Punto Radio con Óscar Pascual, miembro del Sindicato Médico. Ha señalado que estas cifras, “las debemos tomar, cuando menos, con prudencia y respeto porque estamos en el ascenso de la octava ola y no sabemos a dónde nos va a llevar. El virus aprende, muta y sufre pequeños cambios en las características que el cuerpo conoce para defendernos. Es por eso que acumulamos ola tras ola sin alcanzar una inmunidad total”.

La variante predominante ahora es la Omicron en su vertiente B5. “Estamos viendo que los síntomas duran un poco más, con un índice de contagios elevadísimo. Aparte de tos, fatiga, dolor de cabeza, es más frecuente el dolor de garganta y también los síntomas gastrointestinales”.

Ha añadido que la letalidad “es mucho menor que en las primeras olas por el nivel de vacunación, pero en mayores de 70 años se dispara, con lo que hay que tener mucho cuidado en el contacto con esas personas”.

Y es que, “hemos recuperado una vida seminormal y todos los que habíamos librado hasta ahora lo vamos cogiendo poco a poco”. En este punto, ha afirmado que “quizá la mascarilla no debería haberse retirado de los interiores”.

El índice de contagios está creciendo mucho pero, “no tenemos una idea clara de la incidencia que está teniendo ahora la enfermedad porque sólo contamos con cifras de mayores de 60 años”. Eso sí, “a los centros de atención primaria está llegando muchísima gente joven con síntomas”

Sobre las hospitalizaciones, Pascual ha afirmado que “no es esperable que se comprometa al servicio sanitario”, aunque “un fallecimiento ya es una tragedia”.

En cuanto a la actividad en los centros de salud, “el covid ya vino a reventar una situación que ya no era buena antes de la pandemia. Es dramática la escasez de médicos, sobre todo de Atención Primaria y Pediatría, y se espera que la situación empeore”.